La Secretaría de Política sindical acaba de publicar el informe sobre la evolución de la negociación colectiva a fecha de septiembre de 2021 en Asturias. En él se observa cómo, tras la paralización en 2020 de la negociación colectiva originada por la pandemia, el año 2021 no está siendo más favorable.

Así, se aprecia a lo largo del presente año una ralentización en el ritmo de la negociación colectiva, con un número importante de trabajadores afectados que aún no han visto renovado su convenio colectivo. Todo ello ante un escenario más que complejo, marcado por: la postpandemia, que está sirviendo de pretexto para no ceder en la negociación por la parte empresarial; la ausencia de un nuevo acuerdo interconfederal de negociación colectiva (el IV AENC finalizó en diciembre de 2020), que deja sin referencia a los negociadores; y una inflación disparada que condena una vez más a los trabajadores a fuertes pérdidas de poder adquisitivo y a nuevas devaluaciones salariales.

No hay comentarios

Dejar respuesta

14 + dos =