Comparecencia de Nerea Monroy en la Junta sobre el Proyecto de Presupuestos 2022

0
658

La vicesecretaria general y de Política Institucional de UGT Asturias, Nerea Monroy, compareció esta mañana ante la Comisión de Hacienda de la Junta General del Principado de Asturias, donde expuso la opinión del sindicato acerca del Proyecto de Presupuestos del Principado de Asturias del próximo año 2022.

Este es el contenido de lo que fue su intervención:

“La cuentas anuales para el próximo año tratan de movilizar un volumen histórico de recursos económicos que alcanzan los 5.354 millones de  euros y que creemos pueden servir de palanca para la recuperación económica, social y laboral que necesita Asturias para encarar la era postpandemia.

Se produce así un incremento en las cuentas regionales del 2,2% respecto al año 2021 que se apoya fundamentalmente en la partida de 123 millones procedentes del Mecanismo de Recuperación y Resiliencia. Sin ella, nos encontraríamos con una caída del presupuesto. 

No obstante, lo cierto es que Asturias podrá contar con un volumen significativo de recursos adicionales y que será obligado aprovechar y ejecutar con proyectos competitivos que permitan acceder a esos fondos.

Creemos que son unas cuentas que ponen de nuevo el acento en la inversión social. Una vertiente para mi organización clave y que se encuentra muy lejos de ser calificada de forma peyorativa de continuista como en ocasiones se transmite desde algunos sectores. 

Sino que supone, efectivamente, una continuidad en la apuesta por reforzar una sociedad de bienestar social, donde los servicios públicos como la sanidad y la educación lleguen al conjunto de los ciudadanos y ciudadanas contribuyendo así a asegurar la igualdad social y a permitir que todos y todas salgamos de esta crisis sanitaria sin dejar a nadie atrás.

Y no nos engañemos, son las personas, los recursos humanos, el capital humano cualificado quien presta este tipo de servicios públicos, por lo tanto entra en todo lógica que las partidas ligadas a los gastos de personal se incrementen y refuercen si queremos, claro está, dotar de calidad a los sistemas.

Déjenme señalar que nuestra estructura presupuestaria no difiere de la existente en otras comunidades autónomas (otra cosa es la forma de gestionar los servicios públicos donde si hay diferencias) y que además el denominado gasto social aún se encuentra en España muy alejado del correspondiente a la media Europea

Desde UGT observamos por lo tanto, con satisfacción, que el 65,85% de los fondos recogidos en los presupuestos para el próximo ejercicio se destinen a las áreas de educación, sanidad y servicios sociales cuyos créditos se incrementan en casi 122 millones, el 3,4% más.

Con incrementos en Sanidad Pública de 53,1 millones (el 2,7%); en Educación de 48,3 millones (5,3%); y en bienestar social de 20,2 millones, el 3,4%. Áreas que se han mostrado claves para dar protección social y también económica en la pandemia sufrida.

Porque si algo ha quedado claro es que crecimiento económico y salud van de la mano. Que la actividad productiva mal puede avanzar sino contamos con un sistema sanitario y de protección social fuerte.

Quiero señalar dentro del área sanitaria el refuerzo con 30 millones adicionales (un 12,5%) que se pretende realizar en atención primaria, un servicio clave en estos momentos dentro del sistema sanitario y debilitado tras la pandemia o a la Salud Mental, tan necesaria ante las secuelas psicológicas y emocionales que ha dejado la crisis y cuyos recursos aumentan en un 4,4%.

También en Educación, donde se refuerza la digitalización, la educación de 0 a 3, la FP y las inversiones en diferentes centros educativos. Es fundamental que se recupere el déficit arrastrado ante la pandemia.

Es preciso señalar que el acento en la inversión social que recoge el presupuesto no conlleva una desatención en la inversión productiva y el empleo. En estos presupuestos se lleva a cabo también un importante esfuerzo presupuestario en estas áreas. Tal es así que la Consejería de Industria, empleo y promoción económica arroja un notable incremento del 32% en sus recursos hasta alcanzar los 223,6 millones.

Por su parte el Servicio Público de Empleo contará con un presupuesto de 139,3 millones (123,3 en 2021) para llevar a cabo políticas activas de empleo y el IDEPA, el instrumento asturiano de promoción económica, aumenta de 27,8 millones a 47,2. 

Por su parte la Consejería de Ciencia, Innovación y Universidades que también desarrolla políticas claves para el impulso económico y competitivo de nuestra región, incrementará sus recursos en un 6,1% hasta los 211 millones de euros. 

A todo me gustaría añadir el claro incremento de las partidas de inversión (tanto directa como por transferencias) que recogen estas cuentas regionales al con el consiguiente incremento del 29,3%, 

Antes de finalizar quisiera detenerme, muy brevemente, en el capítulo de medidas fiscales, quisiera resaltar la incorporación como novedad de las ayudas directas de 1000 euros por nacimiento. Una medida que no compartimos pues no es la solución al reto demográfico y a la baja natalidad por lo que no se deben afrontar con este tipo de mecanismos. 

Son otras las recetas que necesitamos y que no consisten en repartir recursos públicos sin tener en cuenta las necesidades o con los niveles de renta anunciados. Nos referimos a medidas que sí permiten definir un trayecto de vida y tomar decisiones de natalidad a las personas jóvenes, medidas relacionadas con las oportunidades de acceder a un empleo de calidad; de acceder a una vivienda digna; de disponer de servicios públicos, de plazas para la educación de 0 a 3, de medidas de conciliación…… 

Así mismo, las deducciones del 15% por la compra de un vehículo eléctrico creemos que sólo afectaran aquellas personas con mayor poder adquisitivo, una cuestión que en política tributaria no compartimos: las deducciones y beneficios fiscales deben tener en cuenta  la capacidad económica. 

Creemos que el impulso de la movilidad sostenible debe beneficiar a todos por igual. Para nosotros son necesarias otras medidas como reforzar e impulsar el uso del transporte público de calidad, una medida que a efectos de sostenibilidad llega a todos por igual.

Para finalizar, reiterar la idea de que consideramos los presupuestos para el 2022 como un instrumento con el que se podrá hacer frente a la recuperación económica tras una de las mayores crisis de nuestra historia más reciente

Tanto a la hora de atender la faceta económica, como laboral y social, para ello, el consenso político es más necesario que nunca pero aquel en el que se dejen de lado los intereses partidistas para alcanzar acuerdos para una Asturias que necesita una recuperación económica lo más rápida y estable posible.

Sin duda alguna este año será más necesario que nunca que se lleve a cabo una ejecución efectiva de los recursos presupuestados, máxime si tenemos en cuenta que el incremento de los mismos viene impulsado por los procedentes del mecanismo de recuperación y resiliencia, lo que exige movilizar inversiones y agilizar procedimientos administrativos para gestionar y ejecutar estos fondos pero también recursos humanos, los cuales han sufrido una carga administrativa intensa durante la pandemia y que tendrán que gestionar tanto la ejecución del presupuesto como la gestión de los fondos europeos, lo que desde la UGT les queremos agradecer y poner en valor el trabajo realizado por los trabajadores y trabajadoras del sector público.

Finalizo reiterando que estas cuentas son absolutamente claves para consolidar el futuro de Asturias. Gracias.”

Puede ver el contenido de la intervención aquí:

https://videoteca.jgpa.es/watch?id=NDQ0NGEyNjYtZDcxYy00Njc4LTljZDUtOGQ3N2RkYWViOGFm&start=1496

No hay comentarios

Dejar respuesta

seis + dos =