En el mes de octubre el paro registra una subida del desempleo 2,2% en comparación con el mes anterior, situándose la cifra de desempleo cerca de los 80.000 parados (79.704 desempleados). Este crecimiento supera a la media del país donde el paro se incrementó un 1,3%. Este comportamiento no recoge aún el grueso del impacto de las medidas restrictivas puestas en marcha en la última parte del mes, a las que se añaden las decretadas ayer, y cuyos efectos se dejarán notar en los datos del próximo mes.

Al aumento del paro se une la caída en la contratación tras la finalización de la campaña estival. Por el contrario como dato positivo destaca el aumento de la Seguridad Social en relación al mes anterior.

En estos momentos la necesidad indiscutible pasa por frenar la propagación del virus. Para ello es fundamental dotar a la sanidad pública de los recursos económicos y humanos necesarios, a la vez que proteger al máximo a los trabajadores sanitarios que aún no se han recuperado ni física ni emocionalmente de la primera ola el virus. Extender esta protección y seguridad a todos los trabajadores de la dependencia por la importancia de este sector en estos momentos de cuidar y proteger a un colectivo tan vulnerable, y en general reforzar la seguridad en todos los centros de trabajo para evitar nuevos cierres temporales por contagios. Sin olvidar, la atención a la seguridad laboral no covid para evitar como viene sucediendo, en los últimos meses, una escalada en los accidentes laborales.

Muchos trabajadores se encuentran hoy con una gran incertidumbre ante la paralización de las actividades productivas calificadas como no esenciales. En este sentido es obligado que esta parada sea temporal, así como que las empresas se acojan a medidas como los ERTES para mantener la actividad y preservar el empleo.

Es necesario reforzar las medidas y reorientar las ayudas hacia las actividades más castigadas, y esta labor debe realizarse en el marco del diálogo social. Por ello cabe recordar que existe en Asturias un Acuerdo de Concertación, firmado el pasado mes de agosto, donde se debe acordar y consensuar esta reorientación de las acciones o medidas para ayudar a las actividades más afectadas.

El contexto actual hace más necesario que nunca que Asturias cuente con unos presupuestos para el año que viene, para lo que demandamos una política con altura dadas las circunstancias, y así poder disponer de recursos para reforzar nuestros sistemas públicos, la protección social, la actividad económica y el empleo. Además de aprovechar al máximo los fondos que llegarán de la Unión Europea.

Desde la UGT también seguimos reivindicando la necesidad de reforzar la industria, por la importancia que este sector tiene en la región, y ello pasa por poner en marcha una estrategia industrial que venimos reclamando desde hace tiempo.

No hay comentarios

Dejar respuesta

dieciseis − 10 =