La Unión General de Trabajadores de Asturias y Comisiones Obreras han protagonizado este mediodía una concentración como muestra de dolor y de indignación por el fallecimiento el pasado vienes de un trabajador como consecuencia del grave accidente laboral que sufrió días antes mientras realizaba labores de mantenimiento en la empresa Química del Nalón. Las organizaciones sindicales trasladaron a familiares, compañeros y amigos su pena por esta injusta muerte que nunca debiera haber tenido lugar y han deseado la pronta recuperación del trabajador que resultó herido de gravedad en el mismo accidente.

En la concentración se guardaron unos minutos de silencio por el trabajador fallecido. Previamente, la secretaria de Políticas Sociales y Salud Laboral de UGT Asturias, Emma Fernández, dio lectura a un manifiesto en el que se pusieron de relieve las pésimas cifras de siniestralidad laboral que se están registrando este año, tanto a nivel regional como nacional:

“Insistimos en que los accidentes laborales son evitables. Por eso no nos cansaremos de llamar la atención sobre la cantidad de siniestros que se siguen produciendo, ni de repetir que para evitar estas tragedias hay que reforzar las medidas de seguridad en los centros de trabajo.

No queremos que la siniestralidad laboral se convierta en un problema enquistado que sigue creciendo y sin embargo todo apunta a que así es. El avance de accidentes de trabajo hasta septiembre del 2018, publicado por el Ministerio del Trabajo, Migraciones y Seguridad Social, constata esta realidad. Solo en este periodo han fallecido 469 trabajadores y trabajadoras, 8 más que hasta septiembre de 2017, lo que supone un incremento del 1,7%. En Asturias, son ya 16 los trabajadores fallecidos este año, 6 más que en 2017.

No nos podemos permitir en este país que de media cada día fallezcan dos trabajadores en accidente laboral y más teniendo en cuenta que está comprobado que 7 de cada 10 accidentes mortales producidos en el centro de trabajo se podrían haber evitado de haberse cumplido la normativa de prevención de riesgos laborales. Por ello exigimos un incremento de las sanciones y las penas por el incumplimiento de la normativa y demandamos más recursos tanto humanos como económicos destinados a la vigilancia y control del cumplimiento de las medidas de seguridad y salud encaminadas a reducir los accidentes laborales y las enfermedades profesionales.

Comisiones Obreras y la Unión General de Trabajadores, venimos exigiendo desde su entrada en vigor , la derogación de la Reforma Laboral de 2012, entre otras muchas cosas porque tenemos fundadas razones para decir que a raíz de dicha reforma la siniestralidad laboral a aumentado y las cifras lo avalan.

En palabras de Jesús Mercader, Catedrático de Derecho del Trabajo y Seguridad Social de la Universidad Carlos III “Hoy en España no se crea empleo, se ofrecen trabajos temporales. Se firman contratos por días y la gente va entrando y saliendo del mercado laboral con asiduidad, pero el problema estructural de nuestro mercado laboral, es la mala calidad del empleo” Y esa temporalidad, esas continuas entradas y salidas del mercado laboral, esa mala calidad en el empleo, son precariedad laboral y como venimos denunciando ambos Sindicatos desde hace mucho tiempo “ La precariedad laboral mata”

Nuestro objetivo es acabar con la siniestralidad laboral en nuestro país. No podemos permitir que se continúe con el aumento incesante de muertes y accidentes en el trabajo y por ello seguiremos concentrándonos, manifestándonos , denunciando y haciendo todo lo que esté en nuestras manos.

Ahora, que parece que es tiempo de repartir riqueza, demandamos que este reparto también llegue a los trabajadores y trabajadoras con un empleo de calidad que mejore entre otras cosas las condiciones de seguridad y salud en el trabajo.

Por otra parte, también seguiremos denunciando el largo periodo de tiempo que transcurre desde que ocurre una accidente laboral y se agota la vía judicial que es de 7 años y 3 meses de media, tiempo excesivo para las víctimas, sus familias y para la propia justicia. Por ello exigimos, como por otra parte pide la propia Fiscalía General del Estado, la creación de Juzgados Especiales de siniestralidad laboral, para que estos plazos se acorten y cuando desgraciadamente se produzca un accidente laboral este, no suponga además un calvario judicial para las víctimas y sus familias”.

No hay comentarios

Dejar respuesta

tres + seis =