Comenzó con brillantez la edición número 20 de la Escuela Internacional de Verano Manuel Fernández López Lito, que en esta ocasión se celebra en Oviedo, entre el 2 y el 6 de septiembre bajo el título «Oportunidades para la Asturias del futuro».

En la sesión inaugural del lunes por la tarde, participaron el presidente del Principado, Adrián Barbón, el rector de la Universidad de Oviedo, Santiago García Granda, el concejal ovetense Javier Cuesta y el secretario general de UGT Asturias, Javier Fernández Lanero, quien defendió la necesidad de un Gobierno estable en España a través de un pacto de legislatura que permita que cada año haya presupuestos y actividad legislativa y nos permita contar, entre otros aspectos fundamentales, con un Estatuto de la Industria Electrointensiva o medidas como derogar la reforma laboral, la de las pensiones, una ley salarial para empoderar las mujeres y un plan de integración para la inmigración, además de que la riqueza se reparta entre los trabajadores. El secretario general de UGT Asturias defendió también la semana laboral de 32 horas de trabajo y 8 de formación para adaptarse a los profundos cambios tecnológicos que se están produciendo.

Por su parte, el presidente del Principado, Adrián Barbón -que aprovechó para acusar a la a la presidenta de la Comunidad de Madrid de exhibir una «deslealtad tributaria» que debilita la cooperación, la solidaridad y la equidad- insistió en la «urgencia» de recuperar la autoestima de Asturias. «Ese es el primer gran pacto social que precisamos», señaló. «Asturias debe ponerse a la tarea de hacer país, de rearmarse como sociedad trabada, dinámica, orgullosa de su pasado pero más atenta al horizonte que al retrovisor, sin miedo al cambio», ha indicado el presidente, para añadir que también podría decir «hacer Asturias, porque carezco de veleidades nacionalistas».

Estas intervenciones dieron paso a la ponencia de la Ministra Reyes Maroto sobre el futuro de la industria. Maroto, que fue presentada por Vicente Montes, redactor jefe de La Nueva España, anunció que elevarán a 180 millones la compensación por CO2, pero señaló que un Gobierno en funciones no puede aprobar el Estatuto de las Electrointensivas. También aseguró que va a defender en Bruselas el arancel medioambiental y calificó de «muy oportuna» la propuesta de comisión mixta para la Transición Energética en Asturias.

Maroto durante su intervención.
En la imagen, Adrián Barbón durante su alocución. En la sesión de apertura intervinieron además el rector de la Universidad de Oviedo, Santiago García Granda, Javier Fernández Lanero, secretario general de UGT Asturias, y el concejal ovetense Javier Cuesta.

Puedes consultar en estos pdf la ponencia de la ministra:

No hay comentarios

Dejar respuesta

1 × cuatro =